Mayra Tous, de Tupungato, es la nueva Reina Nacional de la Vendimia
La corona sigue en el Valle de Uco, esta vez en Tupungato y Tunuyán. Luego de disfrutar de Sinfonía azul para el vino nuevo se realizó la elección y coronación.


El primer voto fue para Tupungato y el Anfiteatro vibró del aliento del público, y ya sa podía sentir, Mayra Tous era la favorita del público… y esto se vio en los votos, ya que con 67 votos fue electa Reina Nacional de la Vendimia, mientras que María Eugenia Serrani de Tunuyán con 48 votos fue electa Virreina.

La FIesta

En el momento de que las luces se apagaron una emotiva sorpresa de los hacedores de Vendmia fueron los encargados de darle la bienvenida al público.

Luego del saludo y como ante sala de la fiesta, Maria Laura Micanes y Luz Martina Mercol, Reina y Virreina saliente dirigieron unas palabras al público y dieron la orden que de comience la fiesta.

El espectáculo Sinfonía azul para el vino nuevo fue con guión y dirección general de Golondrina Ruiz, conocido como Golondrina

¿Por qué “nota azúl? En el siglo XIX, Frédéric Chopin, el virtuoso pianista y compositor polaco, bautizó con el nombre de «nota azul» a un estado supremo de éxtasis que la música produce en cierto momento de su ejecución, creando una indescriptible sensación de bienestar y nostalgia.

El encargado de darle vida a la Fiesta es el director de orquesta, Sinfonicus, interpretado por Aníbal Villa. Junto al director aparecen en el sueño siete mujeres, memorias y musas inspiradoras, que intentan ayudarlo a descubrir la nota azul. Estos papeles principales están a cargo de actrices de enorme talento y trayectoria profesional: Alicia Casares, Vilma Rúpolo, Sandra Viggiani, Mariú Carrera, Celeste Álvarez, Elena Schnell y Margarita Cubillos.

Ellas, que son la memoria, son las que lo acompañaron en el recorrido por lograr la tan buscada nota azul. Recorriendo caminos de tierra, fuego, patria, frutos, fe, aire y muchas andanzas necesarias, porque, como en la vida, su camino atravesó tanto cosas buenas, como malas.

En el escenario brillaron más de 1000 artistas, entre bailarines folclóricos, bailarines contemporáneos, actores, actrices, acróbatas de piso, acróbatas aéreos, adultos, niños y, bajo el concepto de inclusión, se suman bailarines y actores con discapacidad motora. Todos le pusieron magia a la historia recorriendo los 5 escenarios.

Otro de los protagonistas de la noche fue el público, que su complicidad aplaudiendo y ovacionando en cada ritmo, en cada color, de cada memoria lo largo de los 10 cuadros.

Uno de los momentos más emotivos fue el canto a la Virgen de la Carrodilla, la banda cantó con la fe y el alma, acompañados por un grupo que cantó en lengua de señas.

En la búsqueda de la ansiada nota azul la aventura recorrió las provincias argentinas y la belleza del continente, siendo un abrazo a Latinoamérica. Cada momento marcado por el impecable y acorde vestuario, el cual fue elaborado por más de 60 personas.

¡Encontró la nota! Y somos nosotros... es el color con el que los mendocinos pintamos la esperanza.

Fotos:  Walter Gallinal - www.instagram.com/gallfotografia2017/

Escrito por: Nerina Zavala

Diario el Cogollito Somos todos, te invitamos a que nos conozcas un poquito más. #TeDesafioCompadre

Deja tu comentario

Tu correo no será publicado. (*) Requerido*

1 Comentario


  • Por: Miriam
  • 08/03/2020 11:40:26

Me encanto la nota y muy buenas foros

Luján de Cuyo, Mendoza, Argentina